Mi gato estornuda.

Mi gato estornuda.

Mi gato estornuda.

Mi gato estornuda. Todos los que tenemos animales en casa los habremos oído estornudar alguna vez. Los estornudos en los gatos y en los perros suelen ser tan frecuentes como en una persona y se deben a varios motivos.

Mi gato estornuda. Los estornudos son muy habituales. Todos estornudamos a menudo y eso también ocurre con nuestros queridos animales. Las causas de esos estornudos son muy variadas y van desde las que no tienen ninguna importancia hasta las que son muy graves.

Los estornudos más habituales se deben a la irritación momentánea de la mucosa nasal ( polvo, sustancias irritantes, polen ,etc.) y son banales. Pero en ocasiones los estornudos se prolongan en el tiempo y esto hace que los cuidadores de gatos se preocupen por ellos y acuden a la clínica.

Como decíamos hay múltiples causas de estornudos y cuando estos no se presentan aislados, tal y como decía más arriba, hay que empezar a buscar las causas de los mismos.

En los gatos son frecuentes los procesos respiratorios víricos, los cuales pueden cronificarse y originar cuadros de estornudos que se presentan periódicamente. También pueden haber procesos infecciosos bacterianos y, más serios, fúngicos (aspergilosis) que requieren tratamientos agresivos y prolongados.

Otra causa de estornudos son la presencia de cuerpos extraños en cavidad nasal (pequeñas espigas de gramíneas por ejemplo).

También hay otra causa de estornudos en los gatos y es la presencia de pólipos nasofaríngeos, los cuales pueden aparecer en diversas localizaciones pero si afectan a la zona nasal cursan, entre otros síntomas, con estornudos.

Por último podemos citar también como causa de estornudos la aparición de tumores que afecten a la nariz y cavidad nasal. Estos tumores pueden ser de varios tipos pero suelen ser agresivos y requieren tratamiento urgente.

Como vemos, hay muchas y variadas causas de estornudos en nuestros gatos, unas banales y otras muy serias por lo que, si nuestro gato estornuda más de lo habitual, debemos ponernos en contacto con nuestro veterinario para que nos oriente sobre el caso. Hay que fijarse si hay secreción nasal y su aspecto pues cuando es una secreción acuosa suele ocurrir en procesos irritativos y en infecciones víricas (como nuestros resfriados). Si la secreción es mucosa puede indicarnos un proceso infecciosos o la presencia de un cuerpo extraño.

Cuando con la secreción aparece sangre o hay una hemorragia, puede deberse, entre otras causas, a la presencia de un cuerpo extraño, una infección agresiva, un problema de coagulación o un proceso tumoral. No olvidéis que a veces puede aparecer sangre por la nariz pues nuestro gato puede golpearse con ella en el suelo o en algún objeto cuando estornuda.

El tratamiento de los estornudos va, por tanto, a depender de su causa, lo que requiere realizar un buen diagnóstico del problema. A veces se tiene que proceder a sedar o anestesiar al gato para poder realizar una buena exploración de la cavidad nasal o para realizar una radiografía, un TAC o una Resonancia. Otras veces es preciso hacer también una analítica de sangre para diagnosticar ciertos procesos infecciosos y ver el estado del gato. También puede que haya que realizar citologías o biopsias para poder llegar al diagnóstico definitivo y poder implantar un tratamiento más adecuado.

Ya vemos con esto que las causas de los estornudos son muy variadas y que si se prolongan en el tiempo, aparece exudado sanguinolento o alguna deformidad en la cavidad nasal no debemos esperar para ponernos en contacto con nuestro veterinario.

Aprovechamos para recordaros que en la Clínica Veterinaria OLIVARES (Granada) ponemos a vuestra disposición nuestro Servicio de Urgencias 24 horas, así como el teléfono de consulta que aparece en nuestra página (www.tuveterinario.info), también operativo las 24 horas para que podáis solucionar todas las dudas que os surjan sobre este o cualquier otro tema relacionado con la salud y cuidados de vuestros animales.

Manuel Olivares Martín, veterinario de la Clínica Veterinaria OLIVARES (Granada) y de www.tuveterinario.info

Sin comentarios aún.

Deja un comentario